EL ESTUDIO
EL ESTUDIO

6 libros perfectos para llevar de viaje

1 agosto, 2016

 

viajes

Antes de salir de vacaciones, es muy importante (al menos para mi) saber qué libros llevaré. Los elijo a partir de 3 variables: Tamaño, Peso y Contenido. Después de revisar, medir y pesar la biblioteca de Stay Hungry, ésta es mi lista de libros elegidos para las vacaciones. He agregado en cada caso un breve fragmento a modo de muestra gratis para que puedan intuir más o menos de qué trata cada uno. ¿O eres de los que quiere saberlo todo antes de viajar? Siempre es mejor dejar espacio para la aventura.

1. Del Caminar sobre el hielo, de Werner Herzog

herzog

“A finales de noviembre del 74, un amigo de parís me llamó y me dijo que Lotte Eisner estaba muy enferma y probablemente moriría; no puede ser, dije yo, ahora no, el cine alemán no puede prescindir de ella aún. Cacé una chaqueta, una brújula y una bolsa de lona con lo imprescindible. Mis botas eran tan sólidas y nuevas que confiaba en ellas. Tomé el camino más directo desde Berlín a París, firmemente convencido de que si iba a verla a pie, ella seguiría con vida. Además, quería estar a solas conmigo mismo”.

Tamaño: 11 x 16 (cm); Peso: 120gr

2. Esto es agua, de David Foster Wallace

 

estoesagua

«Había una vez dos peces jóvenes que iban nadando y se encontraron por casualidad con un pez mayor que nadaba en dirección contraria; el pez mayor les saludó con la cabeza y les dijo: “Buenos días, chicos. ¿Cómo está el agua? Los dos peces siguen nadando hasta que después de un tiempo uno voltea hacia el otro y pregunta “¿Qué demonios es el agua?”». A los seis años de la muerte de David Foster Wallace se publica «Esto es agua», la legendaria conferencia que impartió en la ceremonia de graduación de la Universidad de Kenyon, ante un auditorio plagado de alumnos embelesados.

Tamaño: 10 x 17 (cm); Peso: 150gr

3. Bartleby el Escribiente, de Herman Melville

 melville

“Preferiría no hacerlo.” Cuando el jefe de la oficina le encarga ciertas tareas, Bartleby responde sistemáticamente aquella frase: “Preferiría no hacerlo”. El desconcierto del jefe no puede ser mayor, porque el desempeño del escribiente a su cargo es impecable, excepto que a veces se niega a hacer algo que se le pide. Elige. Hay algunas tareas que sí, otras que no. No toma una actitud rebelde, no protesta ni es irrespetuoso. Simplemente hay cosas que no quiere hacer y lo manifiesta serenamente. “Nada exaspera más a una persona seria que una resistencia pasiva”, reflexiona el jefe y se encuentra ante la desolación de la desobediencia a sus órdenes, realizada con todo respeto.

Tamaño: 9 x 14 (cm); Peso: 93gr

4. El indolente viaje de dos aprendices perezosos, de Charles Dickens

 

 elindolente

Entre Francis y Thomas existían algunas diferencias de carácter: Goodchild era un holgazán diligente, capaz de soportar toda clase de trabajos y molestias con tal de proporcionarse la certeza de estar ocioso en absoluto. Para abreviar, diremos que su noción de la holganza consistía en creer que al practicarla se entregaba a una ocupación útil. Por su parte, Thomas Idle era un perezoso mixto del tipo de holgazán irlandés y vago napolitano, o sea uno holgazán pasivo, un perezoso de nacimiento y por educación, un ocioso consecuente, que practicaba lo que hubiese predicado de no haber sido harto indolente para predicar. Era, pues, la encarnación completa y perfecta de la holgazanería.”

Tamaño: 11 x 18 (cm); Peso: 177gr

5. El libro de las maravillas, de Marco Polo

 

 marcopolo

“… Si cabalgando de noche por este desierto alguien se aleja de la caravana y se distancia de sus compañeros para dormir o para otra necesidad, cuando quiere alcanzarles oye voces que le hablan como si fueran sus compañeros de viaje, y que le llaman hasta por su nombre. Esto le hace perderse más y más, de forma que se extravía por completo. De este modo perecieron y se perdieron cientos de viajeros. Hasta durante el día oís las voces de esos espíritus y os parece oír instrumentos extraños, así como tambores…”

Tamaño: 15 x 22 (cm); Peso: 430gr

6. Arte y cotidianidad, de Bartolomé Ferrando

 

ferrando

“Nuestro estado natural predominante no es el equilibrio sino la estabilidad, y el arte es una consecuencia de la asimetría natural”. “Una práctica cualquiera se vuelve creativa, cuando el sujeto es capaz de generar un cambio en el significado impuesto por la norma”.

Tamaño: 12 x 17 (cm); Peso: 174gr